Sistema Fotovoltaico, consejos para aprovechar los beneficios de un sistema de techado.

 

Un sistema de techo solar es una planta fotovoltaica que tiene sus paneles instalados en el techo de un edificio.

En zonas urbanas, se encuentra una gran cantidad de espacio vacío en los techos y se puede evitar el uso potencial del suelo y las preocupaciones ambientales para la instalación de una planta de energía solar.

Veamos algunos consejos, sobre cómo implementar mejor estas instalaciones.

Dimensiones y potencia

La dimensión máxima de un sistema solar en la cobertura en techo depende de la zona a disposición, pero generalmente los sistemas fotovoltaicos sobre techo son más pequeños en comparación a las plantas fotovoltaicas terrestres. Las instalaciones solares sobre el techo en edificios residenciales tienen típicamente de una capacidad de aproximadamente 5 hasta 20 kWp; pero en edificios comerciales o industriales, se puede llegar hasta 3-5 megavatios, es decir 3000-5000 kWp, o incluso más, en raros casos de industrias muy grandes.

Las dimensiones típicas de un panel fotovoltaico (potencia de 280 a 340 Wp en base a la eficiencia y número de celdas que está compuesto) es de aproximadamente 1 m x 2m, por tanto, 1 kWp de paneles FV cubre cerca de 6-7 m2 de techo.

Además del tamaño del techo, la potencia de un sistema de techo solar también está influenciada por otros factores, como la posición, la orientación y la inclinación del techo.

Ubicación

La posición del edificio podrá limitar el área de instalación de paneles fotovoltaicos y reducir la generación de energía del sistema solar a causa de las sombras creadas por los edificios circundantes o de la vegetación.

Orientación e inclinación

Mientras que las plantas fotovoltaicas en el suelo (con la estructura fija) siempre están apuntando directamente al sur en el hemisferio norte y hacia el norte en el hemisferio sur (ángulo de acimut = 0 °) y con una inclinación igual a la latitud de la posición (ángulo de inclinación ≈ 5 ° / 15 °), los sistemas de techo solar están ligados a la orientación e inclinación del techo.

En general, los paneles solares instalado directamente solo hacia el este o directamente solo hacia el oeste producen aproximadamente un 10% menos de electricidad que si estuvieran al sur o al norte en el caso del sur de Colombia. Además, Si cambia la inclinación de 10 a 30 grados, la producción será, por lo tanto, solo un 5% más baja que los paneles instalados en condiciones pico. Incluso con esta disminución en el rendimiento, los sistemas de techado solar producen suficiente energía para sus necesidades.

Sistemas de montaje en techo

La estructura de instalación de los sistemas de techo solar depende del tipo de techo:

Sistemas de montaje en techo: cuando se trata de sistemas solares residenciales, los paneles solares a menudo se encuentran en techos inclinados. Los sistemas de techado solar usualmente usan los rieles del techo a través de perfiles perfilados anclados con pernos o tornillos debajo de los azulejos. Los paneles fotovoltaicos se colocan en los rieles y se sujetan con abrazaderas.

Cubierta plana: las aplicaciones solares comerciales e industriales a menudo se encuentran en grandes techos planos. Los sistemas de montaje solar para cubiertas planas generalmente se embalan con poca penetración. El peso y la posición de los bloques de hormigón y el panel fotovoltaico inclinado (generalmente entre 5 ° y 15 °) se eligen según la resistencia del techo y para evitar el levantamiento del viento u otros movimientos.

Cobertizo: típico de techos industriales. Los paneles fotovoltaicos están montados en el lado inclinado de los cobertizos con estructuras equivalentes a las utilizadas para los techos planificados, pero anclados directamente a la placa de metal con forma.

Techo curvo: además de los paneles planos policristalinos clásicos, se pueden usar paneles flexibles de película delgada con menor productividad, pero adaptabilidad más estética.

Los módulos fotovoltaicos también se pueden utilizar para reemplazar materiales de construcción tradicionales en partes de la envolvente del edificio (BIPV – fotovoltaica integrada en edificios).

El peso

El peso promedio distribuido de los paneles solares fotovoltaicos convencionales es de aproximadamente 10-12 kg / m2. El número y la posición de los puntos de carga deben calcularse adecuadamente, pero generalmente dichas cargas son aceptables.

Otros componentes

Los componentes principales generalmente se montan en la pared exterior de edificios residenciales o directamente en el techo de edificios comerciales / industriales, pero también se pueden instalar en locales técnicos/especiales, con armarios eléctricos y otros componentes principales.

El consumo interno

La mayor ventaja de un sistema solar en el tejado es la posibilidad de consumir la energía producida por la planta fotovoltaica (autoconsumo o consumo, en italiano), permitiendo de este modo reducir la energía extraída de la red y por lo tanto el coste de la factura de electricidad.